jueves, 7 de junio de 2012


A dos minutos de la Posada, cerca del comienzo de la senda fluvial del Nansa, hay una estupenda zona de recreo, con bancos para merendar o comer, campo de fútbol y zona de juegos infantiles o para ejercicio de adultos, con una tirolina, que es lo que más éxito tiene;además, está al lado del río, por si a alguién le apetece un chapuzón de agua dulce limpia y cristalina.

5 comentarios:

  1. Vivimos deprisa, nuestra mente siempre pensando en el trabajo, los problemas, los momentos dolorosos... Es dificil detener estos pensamientos pero necesitamos un descanso, silenciar nuestro interior, que ninguna tensión nos estorbe, encontrar calma. Cuando paseo por la senda contemplando las maravillas de la naturaleza, disfrutando con todos los sentidos, sobre todo con la vista y el oido, encuentro dentro de mi corazón estos momentos de descanso y de paz tan necesarios para el cuerpo y el alma, donde todo se asimila, todo se acepta y todo se va pasando.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón, es la magia de la naturaleza...

      Eliminar
  2. LA NATURALEZA ES SABIA, POR ESO EN CANTABRIA TODOS SUS RINCONES SON ESPECTACULARES Y NOS ACOMPAÑA SIEMPRE Y TENEMOS QUE ESTAR MUY ORGULLOSOS DE NACER EN ESTA TIERRA, LA ZONA OCCIDENTAL EN ESPECIAL POR ESO NUNCA ESTA MEJOR DICHO ¡¡ CANTABRIA INFINITA !!

    ResponderEliminar
  3. Cuánta razón tienes Jaime, tenéis un tesoro de Tierra. Yo soy de Madrid, pero adoro Cantabria y echo mucho de menos sus paisajes, pueblos y personas fantásticas que yo y mi pareja hemos conocido en estos años. Una de ellas es Angélica, que gestiona y mantiene esta bella posada, muchas gracias de nuevo. Muchos saludos y agradecida de que nos ofrezcas esta ventana a esta bellísima zona, vuelvo a repetir ¡Cantabria Infinita!
    Pilar y Enrique.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias a vosotros por seguirme y por ser como sois. Un abrazo.

      Eliminar